Productividad y eficiencia: cómo mejorarlos a través del diseño del sistema de ventilación industrial adecuado

Las instalaciones de ventilación industrial se han diseñado tradicionalmente  basándose en la implantación de extensas redes de conductos metálicos, de tal manera que se aplicaba un mismo modelo de solución en todos los casos. Sin embargo, a día de hoy, los sistemas de ventilación deben cumplir con varios requisitos.

En primer lugar, un sistema de ventilación industrial debe garantizar un ambiente de trabajo confortable y agradable para el trabajador, cumpliendo las exigencias de seguridad, higiene industrial y ergonomía en el trabajo según la legislación vigente en materia de prevención de riesgos laborales. Por otro lado, cada vez más se requiere con mayor notoriedad ofrecer soluciones energéticamente eficaces, con bajos costes de mantenimiento y con el menor impacto ambiental posible.

¿Cuál es la solución de ventilación industrial correcta?

Calidad del aire, temperatura, humedad, eficiencia energética, impacto ambiental: todos estos parámetros influyen en los diseños de sistemas de ventilación industrial que se realizan actualmente.

En cualquier caso, la mejor solución pasa por realizar mediciones y toma de datos in situ con el fin de realizar un diseño personalizado a medida. El citado diseño deberá tener en cuenta no sólo los parámetros arriba citados, sino también la orientación geográfica de la nave, la ubicación interior de los trabajadores, así como el proceso productivo que en ella se realiza.

Asimismo, a menudo sucede que dentro de una misma nave existen tanto zonas en las cuales debemos cumplir con estrictos requisitos de humedad, temperatura y de calidad del aire, como zonas en las cuales únicamente se requiere garantizar mínimas condiciones ambientales de trabajo. En consecuencia, distintas zonas dentro de una misma nave pueden necesitar enfoques de diseño diferentes.

 

tl_files/images/news/News re-sized/productividad eficiencia sistema ventilacion industrial colt.jpg

Volver